sábado, febrero 26, 2005

Encuentros (en la primera fase)

Hay días que guardan sorpresas agradables dentro, como cofres, pequeños tesoros. También hay días que guardan flechas envenenadas, ya... pero éste fue de los primeros -lo que no deja de parecerme curioso en mi bonito estado de ánimo, pero esa es otra cuestión-. El caso es que ha habido uno de esos días-tesoro, y se merece que le dejemos brillar un poco, el pobre :-)

Me gusta cuando tengo un encuentro luminoso, de esos que se apagan poquito a poco en el recuerdo, perdurando más allá de los minutos-horas que tiene lugar.

El otro día hubo uno de esos encuentros. A veces me sigue sorprendiendo cómo llegamos a encontrar personas con las que conectamos, con las que nos vinculamos... y con las que no hubiéramos coincidido de no ser por Internet y sus redes. Y lo a gusto que puedes sentirte cuando pones cara a una de esas personas a las que vienes leyendo...

He tenido la suerte de encontrar muchas de estas personas, de crear un grupo de gente que nos vemos habitualmente, que nos sentimos cerca, que vamos aprendiendo a querernos. Y no es un grupo cerrado... siguen acercándose personas nuevas que se asoman y encuentran su hueco, enriquecen el grupo, hacen nacer nuevas sonrisas, despiertan interés...

Me gustó conocerle, me gusta lo que estamos construyendo entre todos. Me encanta tener casas esparcidas por el país y más allá, y me encanta saber que la mía -aunque tímida y diminuta- puede ser suya cuando quieran.

En fin... un día-tesoro, un encuentro que apoya el trocito de mí que quiere estar rodeado de gente y reforzar los vínculos que le unen a los demás.


[Escuchando "Can't take my eyes off you", de Frankie Valli]


[Escribiendo con eñes por gentileza de un teclado valenciano, para variar]

4 Susurros:

At 26 febrero, 2005 22:44, Blogger Isthar escribió...

Esos días son un verdadero regalo, algo mágico, inolvidable, como el día de hoy ;)

Hay veces que no puedo menos que dibujar una enorme sonrisa, como esta tarde mientras me acariciaban el pelo y me hacian esas cosquillitas en el cuello que son únicas en el mundo, completamente tiernas y tranquilizadoras.

Si pudiera pedir un deseo, que cada fin de semana estuvierais aquí....

 
At 28 febrero, 2005 15:47, Blogger Naia escribió...

Como puedes de cir eso... es de esas frases que te hieren, y te hacen sentir insignificante y malévola, y siempre, siempre, vienen de personas que saben como hacerte daño.

La he escuchado tantas veces cuando pedia explicaciones, cuando plasmaba mis dudas ante sus sentimientos, y su respuesta de como puedes decir eso me helaba el corazón dandole la vuelta al sentido de mis dudas... lastima que al final siempre eran dudas con razón!

 
At 28 febrero, 2005 15:52, Blogger Naia escribió...

Es bonito tener partes de tu corazón esparcidad por aqui y por allá, es bonito contar con cariños en diferentes parte del territorio, pero es realmente duro saber que todos esos que quieres no pueden estar a tu lado para brindarles un abrazo o pedirles un beso.

Mi corta vida esta llena de despedidas y hasta luego, de personas maravillosas que me han dado mucho más de lo que hubiera imaginado. Y alguien que ocupa gran parte de mi corazón, ahora vive a 600 km de mi casa y en breve dejará este continente para volver a su tierra, será aun más duro, pero se que nunca nos olvidaremos.

 
At 13 marzo, 2005 20:03, Blogger El Grito escribió...

No podria decirte si esos escuentros son casuales o dirigidos. Creo que al final siempre hay una mano invisible que maneja todas las casualidades. Y es que los dioses juegan a los dados con nosotros. :-D

 

Publicar un comentario

<< Home