lunes, noviembre 30, 2020

Días de disociacion y emojis (la gloria ya si eso)

Para tardes de desencuentros, enfados, construir más inexpugnable que nunca nuestra coraza de dolor, lo no dicho, destonosehabla, es que pensé que y supuse que...

Separemos este desencuentro en letras (que no fueron dichas porque bien sabían que no serían escuchadas). Salpimentamos de emojis al gusto porque no-es-para-tanto-sabes-no?-claro-claro.

Tenemos:

Una chica ➡️ aquí 🙋‍♀️

y

Un chico ➡️ aquí 🤷🏻‍♂️


Tenemos:

Un dónde,un punto de partida, que son las...

TARDES de MIERDA sin

planes / escucha / confianza / compañia.

Tardes de para qué y desde hace cuánto.

Sola.

SOLA.

¡SOLA!

Y desde aquí, tenemos:

¡Claqueta y acción!

🤦‍♀️💭

No pienso bien, sola, drogada, sola, apestada, sola, frustrada, solasolasolasolasolasolasola, llena de rabia impotencia mierda

🔥🔥🔥🔥💩💩💥

🔲🔳◻️◼️◽◾▫️▪️〰️

💬🗯️💅🤳💋😍🤩

Nos atrapan los pensamientos que el mundo patriarcal y quienes sois parte activa en su defensa,seguís dejando caer sobre nosotras.

Caer, sí, como bombas, sí 💣💣💣 Queréis que os temamos, a vosotros y vuestras bombas, queréis que identifiquemos cuidados con sumisión, con doblegarse y no dar problemas. Si es que damos taaaaaanto la lata, con lo fácil que es estar quietecita 🌵 como una piedra invisible ⛰️ como un fantasma 👻

(Si una mujer habla, y partes de que lo más posible es que la mueve a hacerlo su afán de notoriedad, montarse en el dólar, ganar dinero prestigio ego poder...? No sigas leyendo, caso mejor, para qué. Ya hubo quien intentó explicar esto antes, ya hubo quien quiso escucharlo. Yo hoy explicar de nuevo me apetece poco y lo tuyo no es pregunta, es ir a pillar, y lo sabes bien. Las preguntas trampa tienen 80 de trampa y 20 de pregunta, no más).


El meollo, OJO:

Muchas mujeres estamos condenadas ⚖️ 

a que casi nunca se acompañen 👫

Ni se escuchen👂🏻

Ni se entiendan 🧠+💜+🗣👤👨🏻‍💻👩🏻

                        nuestros enfados❓❔❕❓❗️

¡Por qué acompañarlos! 🕸🕸🕸

¡Por qué recogerlos!🕷🕸🕸🕸🕸🦟


Sección de excusitas y consejos o solicitados:

 💊🛀🏻💊🧪💣🧨💸🎮


Nuestros pensamientos 💭 aunque no sean solo NUESTROS (el patriarcado 💩 y experiencias anteriores 💩 nos traen aqui):

 💭💭

🤷‍♀️ "Si hemos perdido los papeles NOSOTRAS 🐛 si nos hemos decepcionado NOSOTRAS🐍si la frustración e impotencia es NUESTRA... 🦗🦎🦗🦟🦇🕸🐀🐀🐀🐀🐀🐀🐀🐀🐀🐀"


Y en el chico 👨🏻‍💻 también hay pensamientos 🧠mierder, aunque tampoco sean necesariamente su elección de pensamientos porque patriarcado 🗣️💵💰🥾🤢 y capacitismo💩 y demás mierdas:


Desenlace is coming

Opción 1:

🗣A la rabia, a esa ni las gracias. Una mujer no debería ponerse así. No te pongas así. Estas siempre enfadada. Pero si ese tema no va conmigo. Yo no lo veo así. No estás bien. A ver, relájate, RELÁJATE y lo hablamos.


Opción 2:

🗣No sé puede hablar contigo. Intento acercarme y salgo escaldado. Tomate algo, sí, porque así estás intratable. Y yo te he pedido perdón, no sé qué más quieres.


👩🏻 ¿Qué qué más quiero, preguntas? 😅


Para mí la respuesta hoy tiene que ver con esto👫

y con esto 

👥👣👣👩‍🎨🦹🏻‍♀️🧝‍♂️🧚🏻‍♀️👫👣🐾💑💏🤳🐱🐱🐱🐱🐶👣👣👣🐌🐌🐌🐌🌱🐾🍂🍁⭐️🌟💥🔥🌈☀️🌤🍌🍳🐾👣🥞🥚🍱🥟🍝🍭👣👣🍿🍻🍵🎫🎟🎬🎤🎼🎭🎳👣👣🏠🏡🏕⛱🎢🎡🏛🌃💸💣🎈📚👣👣🐾📚📚📚📝💜💜💔💜💜💞💓💕❣️💜💜✅✅❇️💹✅🚺🚹💤💤💤🔄🤩🤖🌟😻👁️👅🧖


Epílogo a un post poco traducible

Para  mí, hoy, ahora, tiene sentido este post. Estoy disociadisima así que quizás fuera no se entienda nada.

Escribir intentando ahuyentar fantasmas con poquita poquita conciencia de ti es también un acto de resistencia. Quizás.

sábado, noviembre 07, 2020

Leyendo... (XIV): A veces mamá tiene truenos en la cabeza (¿y quién no?)

A VECES MAMÁ TIENE TRUENOS EN LA CABEZA
Bea Taboada (historia) y Dani Padrón (ilustraciones)
Ediciones Algar
⭐️⭐️⭐️⭐️⭐️ (5/5)

Este es un libro precioso que encontré por un video de YouTube y que recomiendo desde entonces. Una historia bellísima para peques (y más allá, de 0 a 99 años); sobre cómo las mamás son también imperfectas (como todas las personas), y sobre cómo en esa imperfección habrá a veces días de repetir comida, días de arrebujarse en el sillón tristonas, o días de dientes juntos y truenos en la cabeza. 

Pero esa misma mamá que a veces tiene truenos en la cabeza (y por truenos, lluvia o estrellas, ya cada una podemos entender lo que queramos o necesitemos, concretarlo en lo que queramos o necesitemos desde nuestra historia y vivencia personal -yo pienso en cosas relacionadas con mi vivencia de sufrimiento psíquico y psiquiatrización, y veo una lectura clara desde ahí), también es la persona amorosa que nos cuida e inventa juegos con los que divertirnos, que canta en el coche y nos cuenta historias de piratas, que nos abraza y besa y llena de color una tarde en la que los truenos o la lluvia se han replegado y lo que encontramos en la cabeza de mamá es el sol cálido o el arco iris brillante y colorido.

Y qué bien que podamos naturalizar que mamá, y cada persona con la que nos encontramos, y también cada una de nosotres, siendo peques o siendo mas mayores o siendo lo que dan en llamar "Adultos", podemos tener truenos en la cabeza, lluvia, estrellas, tormentas... y eso no nos hace dejar de ser valiosas, dejar de tener también tantos otros momentos en que lo que sale fácil es la risa y el disfrute. Qué bien poder ser ese Todo que ya somos sin tener que esconder bajo máscaras cada emoción que no es la más esperada o la mejor valorada socialmente.

A veces salir a que nos dé la lluvia en la cara es también un gran momento de placer. O ver esa lluvia repiquetear contra las ventanas, desde el sofá arrebujadas en una mantita con nuestros gatetes en el regazo. A veces, noches de dormir bajo las estrellas traen de regalo pedir deseos con cada estrella fugaz o dibujar constelaciones inventadas que nunca existieron ¿pero y si a lo mejor sí? Y otras veces la lluvia nos cala y molesta y resfría, claro; como el sol también a veces nos sofoca o quema. 

Y ya he vuelto a hacer una reseña en la que hablo más de mí que del libro porque no tengo remedio. Pero vaya, que ojalá quede retratado también lo cuidadoso, amoroso, realista y regalazo que me ha parecido que es este cuento. Mil gracias a los autores y también a la editorial que ha apostado porque podamos tener esta historia en nuestras estanterías.

Ficha del libro en GoodReads // El libro en la web de la editorial

Para consultar en la plataforma TodosTusLibros las librerías independientes en las que poder adquirirlo, acercándote personalmente o encargándolo online en esas librerías antes que en gigantes que destrozan los espacios culturales independientes y de proximidad: 

https://www.todostuslibros.com/libros/a-veces-mama-tiene-truenos-en-la-cabeza_978-84-9142-426-0

(Gracias por apoyar a tus librerías de confianza en cada barrio 💪)

Etiquetas: , ,

viernes, octubre 23, 2020

¿Medicación, mordaza, venda...?

   

¿Medicación, mordaza, venda...? ¿Nos amordazan vendiéndonos medicación? ¿Nos vendan con la medicación-mordaza? ¿Nos medican con mordazas y vendas? ¿Por qué nos venden, nos vendan, nos amordazan... con toda esta medicación? ¿Qué gritos callan, qué imágenes borran, cuántas pastillas de más se nos han recetado priorizando ese silencio y olvido... antes que nuestro bienestar?

Estos días otra vez (ya traje aquí una anterior también) ando escribiendo a colores (juntito, apretado, mezclado con cierto orden y a la vez con cierto caos) en las cajas de la medicación que lentamente voy retirando de nuevo, inspirada (e InsPIRADA) por proyectos comprometidos, luminosos y necesarios como La Histeria es Colectiva y Colectivo InsPIRADAS, Orgullo Loco Madrid, En el Límite, Feminismo Loco Latino, Insania Barcelona, Palabras Disloc(adas) y tantas compas de trinchera y cuidados...

💪💪💪💜💜💜💪💪💪

Y dicen, y gritan, las palabras escritas en colores vivos...


¿CUÁNTAS VECES

(demasiadas, tantas, muchas, incontables, hemos perdido la cuenta)

LA MEDICACIÓN PSIQUIÁTRICA

SE USA PARA TAPAR

(diluir, olvidar, silenciar, no hablar, no ver, no escuchar, callar, negar, nublar, esconder, dudar)

VIOLENCIAS VIVIDAS

(explotación, acoso, daño, luz de gas, abandono, dolor, abusos sexuales en la infancia, daño, chantaje, dolor, abuso, deslegitimación, violencia intrafamiliar, violaciones, maltrato, infancias abusadas, dolor...)

QUE NI SIQUIERA NOS DEJAIS NOMBRAR?

(olvídalo, calla, duerme, no pienses, no fue así, no grites, no lo digas a nadie, duerme, NO)

...

...

...

#gritoscotidianos 
#controlsocial 
#rabiando 
#abusodepoder 
#violenciasquequitanelsueño
#vulnerabilidadesaplenosol
#PsiquiatríaPatriarcal
#silenciarladesobediencia
#trauma
#escriviviendo
#violenciasquenosenferman
#calladitaestasmasguapa
#drogadaestasmascallada
#lahisteriaescolectiva
#NoEranCuidadosMédicosEraControlSocial
#psicofármacosqueperpetúanviolencias
#basta
#NO

Etiquetas: ,

jueves, octubre 08, 2020

De la rabia y otras ¿potencias? (Potencias, sí).

La rabia como talismán.

La rabia como motor de acción y transformación.

La rabia como defensa, advertencia, como autocuidado individual y colectivo.

La rabia como estrategia, como herramienta, como arma.

La rabia como, también, compañera no negada ni escondida en el rincón.

La rabia como potencia compartida.

La rabia como grito, como susurro, como conciencia y recordatorio de lo mucho por hacer aún.

La rabia como punto de encuentro.

La rabia como camino colectivo.

La rabia como el límite, tu "hasta aquí", mi "basta ya", nuestro "nunca más".

La rabia como amiga. 

La rabia que me reconoce y en la que me reconozco, como espejo de mis fortalezas.

La rabia como señaladora de las violencias vividas.

La rabia como la recuperación del poder (la capacidad, las ganas, los días, la ilusión, la luz, la agencia, los sueños, la esperanza, la memoria, los futuros) que quisieron arrebatarnos.

La rabia como la parte de mí que es, que dejo ser, que está y que también construye conmigo, contigo y con nosotras, esos futuros habitables que necesitamos crear, hoy-ahora-YA (y ojalá ayer).

"Mi rabia es un monstruo de fuego.
No puedo apagarlo.
Pero puedo hacer de él un talismán"
Ilustración de Mar Violeta. 

Etiquetas: ,

jueves, octubre 01, 2020

Leyendo... (XIII): Pájaros en la cabeza (o de cuentos infantiles imprescindibles y más que eso)

PÁJAROS EN LA CABEZA 
(Edita Picarona Libros infantiles)
⭐️⭐️⭐️⭐️⭐️ (5/5)

Este libro infantil maravillosísimo lo saqué de la biblioteca y lo disfruté tanto TANTO (qué maravillas estoy encontrando desde que me he dado permiso para ir a sacar libros de la zona infantil, aunque sean para leerlos YO) que luego me lo he terminado comprando. Además de tener unas ilustraciones preciosas, cuidadas; un color también bonito-bonito... me parece inmensamente necesario y valioso lo que nos cuenta. La autora nos comparte la historia de una niña a quien de un día para otro los pájaros le anidan en su cabeza y sus trinos y pío-píos incesantes apenas le dejan escuchar sus propios pensamientos... hasta que encuentra a otra niña que también convive con sus propios pájaros en la cabeza, y en su compañía encuentran maneras de hacer juntas para que esa bandada compartida no les sea un problema que las aísle y duela.

Además, aunque el cuento puede interpretarse también como el valor de la amistad y el apoyo mutuo ante preocupaciones o problemas o soledades que pueden darse desde nuestra infancia... para mí (seguramente desde mi vivencia loca) tiene una segunda interpretación maravillosa que cuadra perfectamente con la historia, entendiendo que las peques conviven con experiencias inusuales como la escucha de voces(*), algo que también puede asustar, no dejarte oír tus propios pensamientos, aislarte de otres... Y frente a lo que precisamente el apoyo mutuo, las redes de afectos, el compartir estas vivencias con tus iguales, puede ser una fascinante herramienta para enfrentar juntas las partes dolorosas de la vivencia... y hasta aprender a disfrutar de los cantos de esos pájaros en algunos momentos, ¿por qué no?

Para mí, un regalo estupendo de cuento infantil, un volumen imprescindible para bibliotecas, coles, ludotecas, escuelas libres... y en tus estanterías 🙂

_________________________________

(*) Sobre esto, hay estudios que hablan de la frecuencia de la escucha de voces, también en niños... puede leerse info interesante sobre esto en el apartado "El estudio en niños y niñas que escuchan voces" en este artículo de la web Primera Vocal

Etiquetas: ,

lunes, septiembre 07, 2020

Teatro VII: ANAFHA (o la necesidad de construir puentes y derribar muros)


"ANAFHA, historia de una niña refugiada" está en cartel en El Umbral de la Primavera todos los domingos de septiembre a las 20h


Anoche fui a ver el montaje de ANAFHA, historia de una niña refugiada hecho por la compañía Teatro de los Invisibles en la sala de Lavapiés El Umbral de la Primavera.

Salimos tocadas e impresionadas, es una maravilla cómo la obra consigue transmitir las sensaciones desde las entrañas, tanto los momentos más duros y angustiosos (en los que, junto con la protagonista, te dices "que acabe ya, que acabe ya, que acabe ya esto, por favor...") como los momentos en que se respira alegría, libertad y/o esperanza (maravilla de los trocitos con sus canciones favoritas).

La obra se basa en los textos de la propia Anafha, la niña refugiada protagonista, que estuvo meses hablando con Fabricants de Futur intentando buscar apoyos en su difícil situación. Su honestidad y franqueza infantil, sin dobleces, esa capacidad de mantener la esperanza y a la vez no sentir poder esperar años y años hasta ver cambios a mejor... está todo volcado, palpable y tangible, en el montaje que ha hecho con tanto cuidado y mimo la gente de Teatro de los Invisibles. Su montaje anterior, La liberación de la locura, ya hablaba de la especial sensibilidad y cuidado con el que se acercan a las realidades que interpretan. Esa sensibilidad se reafirma en esta nueva obra, tanto como la decisión que es sin duda un posicionamiento político: poner en el foco estas realidades y voces casi siempre olvidadas, acalladas, silenciadas. Gracias infinitas por ello. 

El teatro donde lo vimos, El Umbral de la Primavera, tiene ahora en estos meses post COVID una disposición con las sillas más distanciadas entre sí, a lo que suma la desinfección de manos y calzado según entras al recinto... En todo momento sentí que era un espacio cuidadoso y seguro en esta "nueva normalidad" (más cuidadoso y seguro, al menos, que cualquier terraza de bares o que la mayoría de las tiendas). El teatro nos necesita, la cultura es segura si se ponen los medios, y así lo he sentido en este rincón amable de Lavapiés.

La obra va a estar en cartel todos los domingos de septiembre, a las 20h. Podéis sacar las entradas desde este enlace de Entradium. De veras que os animo a ir, descubrir y escuchar (con los oídos y más allá, la piel, las entrañas, el corazón) la voz de Anafha. A través de ella podemos escuchar también el grito de autodefensa, la canción alegre, el gemido asustado y el deseo esperanzado de tantas niñas, mujeres y familias refugiadas que necesitan YA, sin más esperas eternas, que hagamos que las fronteras sean puentes de encuentro y no barreras infranqueables. YA.

Etiquetas: ,

viernes, julio 24, 2020

Del cuerpo y sus (mis) extrañezas

(Desbordando el pantalón)

En estos meses desde el confinamiento, en mi vida se ha mezclado mayor sedentarismo; mayor estrés y ansiedad brutal con mucha necesidad de comer dulce y mierdas; y también volver a tener antipsicóticos pautados a diario, durmiendo más horas y volviéndome a cambiar cosas del metabolismo...

Con todo esto, en todos estos meses he ido cogiendo kilos y kilos. Ahora peso 10 kilos más que mi yo preCovid (y subiendo, no es que se haya estabilizado ahí el peso). Me pone triste. Y me sabe mal ponerme triste porque siento que no debería importarme así.

No sé qué ropa de mi armario me vale y qué ropa no. Mucha no me vale, claro. Me rozan los muslos entre sí al andar si llevo falda o vestido, y con mi piel problemática se me hacen heridas, habones y eccemas con nada de ese roce.

A veces me puedo mirar con mirada más amable y pienso que bueno, estoy "contundente" pero me veo bonita, contundente como pibón, tengo más tetas que nunca en mi vida y eso me gusta. Otros días pienso que decirme contundente es un eufemismo de gordaca y me siento triste con este cuerpo. Casi siempre me siento en un cuerpo extraño, sin saber cuál de todos estos cuerpos es el mío: necesitaría uno estable al que poder acostumbrarme y en el que poder reconocerme. A veces, poquitas, me siento enfadada no conmigo sino con el mundo y su mirada externa que interiorizamos, y me da rabia lo que culturalmente hemos construido como bonito y aceptable, y pienso que eso también lo podremos reconstruir y que ponerme un vestido que me es cómodo y en el que yo me veo bonita aunque efectivamente se me ajusta y marca la tripa y todas las demás curvas que "no deberían estar ahí"... eso sería un acto político como el que he pensado otras veces que era no ocultar la vulnerabilidad en casa e ir con ella a jornadas, espacios políticos o formativos, activistas, de ocio... Que con esto podría(mos -en el plural ya hay muchas compañeras que vienen haciendo un intenso camino de las que podemos aprender muchísimo sobre la lucha antigordófoba) hacer reivindicaciones políticas también, que la necesidad de estar de otras maneras en el mundo también abarca y se materializa en estar con y desde otros cuerpos/curvas/ropas.

PERO...
hace un rato me he vestido (no de forma especialmente política, he buscado algo que me valiera en el armario y ya está) y al sentarme se me ha rajado el pantalón porque en realidad también era demasiado pequeño para este cuerpo. Y el discurso feminista y político al que intento aferrarme no ha cambiado que me he sentido muy mal 😓

También se me mezcla las muchas veces que he pensado que este cuerpo-envoltorio era demasiado pequeño para contener mi rabia, mi dolor, mis gritos. ¿Cabrá más en este cuerpo más grande? El pantalón que se rompe para dejar salir la lorza, ¿es como cuando necesitaba herir mi cuerpo para dejar salir el dolor o la rabia?

Y con estas sensaciones, cómo no, también se me mezcla el reproche, el "eso no es importante", el "pues vaya gordófoba estás hecha, Gace", el "el feminismo lo llevas así así, ¿eh?" Sentirme mal por el peso y este cuerpo y sus y mis extrañezas hacia él; y sentirme mal porque eso me haga sentir mal. Estupenda serpiente que se me muerde la cola.

Sé que frente a otras dificultades, incluso solo las propias, esto es casi anecdótico o muy pequeño... Pero me hace sentir triste y me ocupa tiempo y energía mental, así que quería darle un espacio aquí en este hogar de palabras, darle un lugar también a estas sensaciones y contradicciones que guarda esta cabeza mía y este cuerpo cambiante que, me reconozca más o menos en él... es también mío 🤷‍♀️

Etiquetas: , ,