domingo, mayo 07, 2006

Posiciones ante el fuego

Fire Women, de Donna L. Smith

Ante las situaciones límite (y no tan límite) la gente se define, se posiciona, y más allá de decepciones -que las hay-, y sorpresas agradables -que también algunas hay-, aprendes mucho de la gente de tu entorno, de sus capacidades y sus limitaciones, de la consistencia de las buenas intenciones o el cartón-piedra del que están hechas algunas. De hasta dónde llegan, hasta dónde no. Y eso no les convierte en mejores y peores, no les da ni quita puntos porque obviamente las relaciones no son una competición, y porque la situación límite ni la han creado ellos ni tienen por qué saber manejarla. Pero como soy muy analítica, sobre todo en las relaciones (y reacciones) humanas, no deja de llamarme la atención.

Tengo en mente, por ejemplo, a un muchacho encantador, ninyo tesoro donde los haya, almacén inagotable de risas... al que mis situaciones límite le superan por completo. En su tierna ingenuidad infantil, que sin duda es uno de sus mayores encantos, se confunde ante mi tormenta, se asusta de mi manera de rebasar las fronteras que controla, se pierde en caminos que no es ya que no conozca, es que ni imagina ni es capaz de entender (a pesar de sus intentos, a pesar de su cercanía y calidez). Y eso no empanya un ápice el inmenso carinyo de ida y vuelta que nos une.

Igual que él toma su posición conjugando voluntad y capacidad, así se posicionan todos, eligiendo distintas trayectorias. Hay una mujer que hace ya anyos, ante la primera situación límite, retiró su palabra sin hacer preguntas siquiera, convencida de su (pre)juicio. Hay quienes en el pasado estuvieron tan cerca del volcán en que me convierto, lava ardiente que rebosa, siendo columnas que aguantaban firmes en el Abismo, bajo la tormenta de fuego... que se abrasaron, piel chamuscada, y hoy me esperan en la distancia -y yo tampoco me siento con derecho a pedirles que se acerquen de nuevo mientras sé que quemo-. Ni siquiera les dije que volvía a amenazarme mi hoguera, no quiero compromisos ni crear cadenas ni obligaciones.

Alguna gente encuentra formas de permanecer cerca, cada uno a su manera, unos a través de terceros, otros empunyando la risa o una canción como arma, otros con historias volcadas en papel, alguno casi sin saberlo, acompanyando con su voz desde unos auriculares.

Ante una Gacela ardiendo hay muchas posiciones, (casi) todas comprensibles y válidas. Y entiendo cuando hay más implicación, menos, más cercanía, menos, mensajes, letras escritas, la voz al otro lado del teléfono, una mano sobre la mía, un abrazo, un olor...

O simplemente tener la certeza de que si en un futuro mi companyia no danya y las llamas que me lamen se van apagando, habrá quienes me esperan, dos pasos más allá, donde han estado siempre, brazos abiertos.

[La imagen que encabeza el post es "Fire Woman", de Donna L. Smith. Sólo he encontrado una galería chiquita AQUÍ]

15 Susurros:

At 07 mayo, 2006 21:14, Blogger iralow escribió...

Llevo un tiempo desaparecida y hoy he tenido un ratito para visitarte, ojalá todo el mundo pudiera aceptar que al igual que el fuego, a veces somos cálidos, otras abrasadores y otras simplemente brasas humeantes, pero eso no quita para que sigamos siendo nosotros...tú lo haces y eso es dificil de aprender.

Besote

 
At 07 mayo, 2006 21:24, Blogger Deyector escribió...

Vengo con los guantes de la cocina, los de sacar las cosas del horno, para tirarte un poco de las orejas ¿puedo? ¿puedo? ¿puedo?

 
At 07 mayo, 2006 22:50, Blogger On escribió...

¿Nunca te han dicho algo como: te quiero porque dueles?

Pues eso.

 
At 07 mayo, 2006 23:46, Blogger Gacela escribió...

Creo que me han dicho algo más parecido a "te dejo de querer porque dueles", On.

 
At 07 mayo, 2006 23:48, Blogger terminus escribió...

Eso se apaga con vodka con RedBull o una partidita de futbolín. Cuando gustes.

Besooo

Edu

PD: Por cierto ayer lo probé, esta empalagoso ¿Cómo podeis beber eso?

 
At 07 mayo, 2006 23:51, Blogger vitore escribió...

Me parece que era Luz Casal la que cantaba: "...Quiéreme aunque te duela..."

Un abrazo cálido.

Verificación de la palabra: udaaff
uno, dos, adelante, arde fuego fugaz!

 
At 07 mayo, 2006 23:54, Blogger Gus escribió...

yo si me bebo un vodka con redbull, muero por la explosion de mi estomago. Y llamame anticuado, pero si veo a una mujer en llamas, seguramente le tirase una manta encima e intentase apagarlas. Y supongo q algo por el estilo intentaria todo el mundo.

El problema es que no todos conocemos el metodo mas adecuado para apagarlas.

 
At 08 mayo, 2006 02:16, Blogger Awake at last escribió...

Siempre contamos con más gente de la que creemos, incluso en los peores momentos...

Besos!

 
At 08 mayo, 2006 11:04, Blogger Fernando* escribió...

¿te consideras peligrosa para los que te rodean, Gacela? ¿o solo es una situación de ánimo temporal? normalmente en esos casos yo prefiero alejarme de todos por un tiempo.

sorpresa: Pero si ademas de ser fan de MundoDisco, tambien lo eres de Terry Gilliam!! :O :D

PD: en la feria he conseguido un leon para que haga compañía a mi flor de peluche :P

 
At 08 mayo, 2006 13:11, Blogger RollWhisTler escribió...

Todo fan de terry pratchett que se precie lo es tambien de Monty Phyton... y todo fan del humor inglés en estado puro, es doloroso, peligroso, pero tambien original y atrayente.

 
At 08 mayo, 2006 15:16, Blogger Nepomuk escribió...

Mh...¿y los que esperan desde la acera de enfrente con un extintor?

En todo caso, hay determinados mares que se nadan a solas, salvo peligro de naufragio generalizado. Joder...y es terrible lo que acabo de decir ¿verdad? =:(

Que sí. Que el desconocido era yo, princesa mora. Parecemos los amantes de Teruel.

 
At 09 mayo, 2006 08:55, Blogger vitore escribió...

gacela; anda. Pásate por mi blog y juega a un meme; si quieres; en el que hay que decir las 10 comedias de tu vida... (los dramas los dejamos para otra vez) ;)

 
At 09 mayo, 2006 14:04, Blogger propagandhi escribió...

sinceramnte gacela, ya me gustaría poder tener esos guantes de cocina para acercarme a los volcanes. Pero siempre me acabo preguntando, ¿es un pecado gritar cuando te abrasa la lava? ¿es un pecado quitar las manos que te queman para inmediatamente agarrar al volcán con más fuerzas?
A veces es uno el volcán y otras veces convive uno con él.

 
At 09 mayo, 2006 18:33, Blogger Fernando* escribió...

todo fan del humor inglés en estado puro, es doloroso, peligroso, pero tambien original y atrayente.

Mmmm yo no. Me considero fan de todo ello pero no tengo naaada de peligro :S

 
At 09 mayo, 2006 19:48, Anonymous schere-in-the-ciber escribió...

Qué miedo me da a mí que algún día me digan que dejan de quererme porque duelo. Si me duelo a mí misma, ¡qué puedo esperar de lo que doy a los demás!

Gacela hermosa, los niños de risas y las gacelas atormentadas creo que encajan bien. O más bien, algunos niños de risas y algunas gacelas atormentadas. Aquí ha habido suerte, ¡vaya si no!

Besos inmensos con sabor a... tú misma :)

 

Publicar un comentario

<< Home